jueves, 1 de octubre de 2015

Nueva evidencia de consanguinidad en los neandertales de El Sidrón

Figura 1. Atlas SD-1643.
El atlas de El Sidrón SD-1643. La lámina izquierda se trunca en la línea media sagital.
Sergi Castellano et al (2014) analizaron el genoma (exoma, porción codificante) de individuos neandertales de El Sidrón, Vindija y Altai (Denisova) comparándolo con el de bonobos, chimpancés, denisovanos y HAM. Según las conclusiones, la diversidad genética de los neandertales era menor que la de los seres humanos de hoy en día y el patrón de variación y acumulación de alelos deletéreos sugiere que las poblaciones de neandertales eran pequeñas y aisladas. El apareamiento entre familiares era mucho más común que entre los sapiens.

Luis Ríos, Antonio Rosas, Almudena Estalrrich, Antonio García-Tabernero, Markus Bastir, Rosa Huguet, Francisco Pastor, Juan Alberto Sanchís-Gimeno y Marco de la Rasilla presentan una evidencia adicional de esta baja diversidad genética en la población de El Sidrón.

Dos atlas de El Sidrón (SD-1643 y SD-1094) presentan un defecto congénito muy raro en los humanos modernos en el arco anterior y posterior del atlas, una condición en la mayoría de los casos no se asocia con ninguna manifestación clínica. Esta observación, junto con la evidencia informada anteriormente de retención del canino deciduo mandibular en dos de diez denticiones (Dean et al, 2013), apoya la evidencia genética de que estos neandertales constituían un grupo con estrechas relaciones genéticas.

La presencia de esta anomalía congénita en dos atlas también podría ser explicada por las condiciones ambientales adversas que afectan a los embarazos precoces.

Yacimientos neandertales