jueves, 3 de octubre de 2013

Los coprolitos de las hienas revelan ocupación humana en el interior de África del Sur durante el Pleistoceno Medio

La imagen a tamaño completo (65 K)
Contexto arqueológico de los coprolitos de hiena de la Cueva Gladysvale utilizados para el estudio.
Phillip Taru y Lucinda Backwell han analizado 48 pelos fósiles extraídos de 12 coprolitos de hienas marrones (Parahyaena brunnea) hallados en la cueva Gladysvale en el Valle Sterkfontein, Sudáfrica, datados en 257-195 ka. De la identificación de estos pelos fósiles, se desprende que las hienas marrones, asociadas con prados de sabana, compartían el valle con los homínidos, jabalíes, impalas, cebras y kudus.

Estos resultados proporcionan evidencias adicionales relativas a la ocupación de estos territorios del interior de África del Sur por el Homo sapiens arcaico, Homo rhodesiensis o humanos modernos durante el Pleistoceno Medio, un periodo escasamente representado en el registro fósil y arqueológico.

Enlace